Si hoy elevas el nivel de positivismo de alguien, entonces, sentirá lo que llamamos una ventaja de felicidad, es decir, que el cerebro en felicidad funciona mucho mejor que cuando está negativo, neutro o estresado. De esta forma, se eleva la inteligencia, la creatividad, los niveles de energía. Lo que descubrimos es que mejoran todos los resultados económicos. El cerebro positivo es un 31 % más productivo”. Ésta es una de las conclusiones que explora la ponencia en el foro TED del psicólogo, Shawn Achor.

TEDFelicidad

En su exposición, Achor señala que “sólo el 25 % del éxito es predecible por el coeficiente de inteligencia. El 75 % del éxito se puede predecir por los niveles de optimismo, por el apoyo social, y por percibir la presión como un reto en vez de una amenaza”.

A través de una charla ágil y llena de humor, Achor propone cambiar la fórmula de la felicidad y del éxito y, así, cambiar la manera en que afectan a la realidad. “Se ha empujado la felicidad más allá del horizonte cognitivo. Pensamos que hay que tener éxito para ser felices, pero el cerebro trabaja en sentido opuesto”, agregó.